UNO. Libro “El Buen Canario” de  Zach Helm (Editorial Sexto Piso, género teatro, 2009) Clic aquí para editorial / Sitio web de la obra de teatro / Sobre Zach Helm (en inglés) / Reseña del libro en este blog  La historia narra la relación amorosa entre un escritor talentoso y aparentemente súper enamorado Jack Parker (Diego Luna) y su mujer Annie, adicta a las anfetaminas (Irene Azuela) y anorexica-bulímica. En el inicio nos parece poco común su relación, no nos reconocemos quizá en todas sus patologías y adicciones, pero a medida que avanza el guión, esa pareja Jack-Annie (o más bien Annie-Jack) se vuelve espejo de las relaciones que ya has visto a tu alrededor, las que ya conoces -incluso hasta de la tuya propia. 
DOS. Película “Historias mínimas” de Carlos Sorín (Argentina, 2002) Trailer / En el portal de la Cineteca Nacional /  Entrevista con Carlos Sorín sobre su otra película “El camino de San Diego” Filmada en los parajes más desolados de la Patagonia, esta cinta ganadora del Goya a la Mejor película extranjera de habla hispana y del premio FIPRESCI en el Festival de San Sebastián,  narra las peripecias de tres personajes cuyas vivencias e ilusiones confluyen en una provincia desértica de Santa Cruz. Don Justo es un comerciante retirado, que se escapa de su hijo para buscar a su perro desaparecido. Al escaparse Justo viaja haciendo dedo hacia San Julián, el lugar donde alguien dice haberlo visto. Roberto es un viajante de comercio que lleva una torta con forma de pelota de fútbol para el cumpleaños del hijo de una cliente, René. Su intención es impresionarla e intentar formar una pareja con ella, pero en el camino comienza a dudar si René es hombre o mujer, y debe viajar para redecorarla en una forma neutral. El tercer personaje es María Flores, ella viaja en colectivo con su hija. María, una mujer muy pobre que vive en una estación abandonada, resultó elegida para participar en un concurso televisivo cuyo premio mayor es una multiprocesadora de cocina. La historia que Carlos Sorín cuenta es la historia de los pequeños detalles, de las pequeñas cosas de la vida, que en esta película parecen más pequeñas aún frente al inmenso paisaje de la Patagonia (Wikipedia).
TRES. Libro “Sostiene Pereira” de Antonio Tabucchi (Feltrinelli, 1994) Reseña en Wikipedia / Entrevista con el autor “Los personajes acaban por semejarse a su autor” Lisboa, 1938. La opresiva dictadura de Salazar, el furor de la guerra civil española llamando a la puerta, al fondo el fascismo italiano. En esta Europa recorrida por el virulento fantasma de los totalitarismos, Pereira, un periodista dedicado durante toda su vida a la sección de sucesos, recibe el encargo de dirigir la página cultural de un mediocre periódico, el Lisboa. Pereira tiene un sentido un tanto fúnebre de la cultura: prefiere la literatura del pasado, dedicarse a la elegía de los escritores desaparecidos, preparar necrológicas anticipadas. Necesitado de un colaborador, contacta con un joven, Monteiro Rossi, quien a pesar de haber escrito su tesis acerca de la muerte está inequívocamente comprometido con la vida. Y la intensa relación que se establece entre el viejo periodista, Monteiro y su novia Marta, cristalizará en una crisis personal, una maduración interior y una dolorosa toma de conciencia que transformará profundamente la vida de Pereira. (Editorial Anagrama)
CUATRO. Película “El último tango en París” (Ultimo tango a Parigi, Bernardo Bertolucci, 1972) En Wiki / Escenas Una mañana de invierno un hombre y una muchacha se encuentran casualmente mientras visitan un piso de alquiler en París. La pasión se apodera de ellos y hacen el amor violentamente en el piso vacío. Cuando abandonan el edificio establecen el pacto de volver a encontrarse allí, en soledad, sin preguntarse sus nombres.
CINCO. Libro “El hombre ante la muerte” de Philippe Ariès (Taurus Ediciones, 1994) En Casa del Libro Desde los años sesenta, Philippe Ariès ha llevado a cabo una exhaustiva investigación en torno al tema de la muerte. En 1975 entregó a la imprenta Ensayos sobre la historia de la muerte en Occidente, volumen en el que presentaba las conclusiones a las que había llegado después de tantos años de investigación. Ya en este título se anunciaba un gran libro: es el que el lector tiene en sus manos. Un impresionante trabajo en el que se afronta más de un milenio de historia psicológica, a partir de las fuentes más diversas. El hombre ante la muerte es un libro imperecedero acerca de un rito paradógicamente imperecedero. 
SEIS. Película “Dogville” de Lars Von Trier (2003, Varios países) Trailer / En la Butaca / IMDb Grace (Nicole Kidman), una bella fugitiva perseguida por unos gángsters, llega a Dogville, un pueblo perdido. Tom (Paul Bettany) convence a los habitantes para que la escondan. Grace, a cambio, acepta trabajar para ellos. Cuan-do su búsqueda se hace más tensa, la gente de Dogville cree tener el derecho de exigirle una compensación por el riesgo que corren al esconderla. La pobre Grace aprende que la bondad es relativa. Pero Grace tiene un secreto, un secreto terrible, y Dogville quizá se arrepienta de haber enseñado los dientes…
SIETE. Libro “La arqueología de la identidad” de Almudena Hernando (Editorial Akal, 2002) En Dialnet / En Tirant Lo Blanch Este libro aborda aspectos estructurales e historicos que superan el marco de la Prehistoria y de la Arqueología, en la convicción de que debe existir una coherencia entre la relación material con la realidad y la percepción de esa misma realidad para que la supervivencia de un grupo humano sea eficaz. El objetivo último de la obra es demostrar que la estructura de construcción de la identidad de todos los seres humanos es siempre la misma, pero que dependiendo del grado en que controlen materialmente la naturaleza en la que viven, adoptará diferentes modelaciones. (Tirant Lo Blanch)
OCHO. Película “La isla” de Kim Ki Duk (Seom, Corea del Sur, 2000) Trailer / Kim Ki Duk en Wiki / IMDb Hee-Jing atiende un campamento de pequeñas casitas flotantes. La llegada de un joven perseguido por la policía acusado de cometer un crimen despierta la atención de Hee-Jing, que no dudará en ayudarle cuando una patrulla registra las viviendas. Entre ambos surgirá una extraña relación de dependencia en las que se pondrán a prueba su integridad mental y física.
NUEVE. Libro “Los rojos de ultramar” de Jordi Soler (Alfaguara, 2004) En Librerías Gandhi / Entrevista con el autor “Los nietos de la guerra también somos mutilados” Durante un viaje a España, Jordi Soler se extraña al enterarse de que algunos capítulos de la guerra franquista han sido prácticamente extirpados de la historia nacional. Las nuevas generaciones desconocen sobre todo las represalias para los opositores republicanos que consistían, entre otras, en apresarlos en campos de concentración ubicados en Francia. Soler regresa a México motivado a adentrarse en la investigación del tema. Comienza por desenterrar las memorias de su abuelo exiliado de la guerra civil. Conforme avanza en su tarea descubre que en la comunidad donde él mismo nació, llamada La Portuguesa, maquinaron un complot para matar a Franco; mientras que Luis Rodríguez, el embajador de México en Francia, hacía todo lo que la diplomacia de su tiempo le permitía para salvar a los republicanos exiliados. La problemática política teje esta historia en la que subyacen conflictos de identidad en el autor, su familia y los habitantes de La Portuguesa, originados por la tragedia de vivir expatriados durante lo que otros han considerado un largo periodo de paz. Los rojos de ultramar es la quinta novela del escritor, columnista y locutor de espíritu y cuerpo errantes, apasionado de la música y la literatura. (Istmo en Línea)
DIEZ. Película “Shanduraï” de Bernardo Bertolucci (Italia, 1998) Escenas de la película / En El Sigma / En Cineismo / IMDb En un país africano gobernado por un régimen dictatorial, Winston, un maestro de escuela, es hecho prisionero durante una de sus clases. Shandurai, su esposa, ve lo que sucede desde el camino. Acto seguido, la acción se traslada a Roma. Shandurai vive ahora en una antigua mansión venida a menos, trabajando como empleada de Jason Kinski, un excéntrico pianista y acudiendo a la escuela de medicina. Es evidente que Kinski está enamorado de ella. A través del montacarga que Shandurai utiliza como armario, Kinski le envia mensajes: una partitura con un signo de interrogación, una orquídea, un anillo de diamantes… Le confiesa su apasionado amor y ella lo rechaza. “Dime que tengo que hacer para que me ames… haré cualquier cosa para que me ames…”. “Entonces saca a mi marido de la prisión” le grita ella. Desde aquí la relación se transforma… (En leedor)
Con amor por los adictos, Taika
Anuncios